El mes de abril

08/04/07
Después de una semana de besos y abrazos italianos, estoy de nuevo en Uruguay, en mi tierra adoptiva. Parece que nada y nadie cambió, tampoco yo y esto facilitó mi “nueva” integración.
Ahora, estoy en mitad de mi camino y no sé todavía hacer un balance, seguramente es muy positivo pero, para evaluar necesito tiempo, necesito pensar y recorrer con la memoria toda mi experiencia… septiembre 2007 será revelador.

Pero, lo que es importante es que acá estoy bien, me gusta esta gente sencilla y alegre que en frente de sus muchas dificultades no pierde la esperanza y la sonrisa. Me gusta esta visión de la vida, muy diferente a nuestra manera de “entender el mundo”.
Uruguay me esperó con un abrazo gigante y yo espero devolverles también uno grandote al final.
Ahora, amigos del Vides tengo que despedirme… el trabajo me llama y tengo que contestarle.
Besote

14/04/07
Feliz Pascua a todos, el tiempo de la Resureción sigue después del domingo y tenemos que sonreir a la vida.
Me siento feliz, oh gente del Primer mundo, la vida en Treinta y Tres me gusta siempre más.
Estoy participando a todos los eventos religiosos y pastorales de la ciudad y la sencillez de la Semana Santa me gustó muchisímo.

Estos primeros días de abril son muy pleno de cosas de hacer.
En el colegio, el programa es perfecto y sigo con los dos primeros dando clase de inglés y de italiano que creció mucho, ayer, eramos 15… el Tiramisù les gusta a todos.
Mi intención es enseñar cultura italiana, pues, arte, cine, geografía y sí, luego también gramática… por fin, acompañaré también la curiosidad de mis alumnos.
Este jueves vino a hacernos visita la Madre Superiora de las salesianas en Uruguay, Silvia Boullosa, y nos ayudó a conversar sobre el tema de la inclusión/exclusión. Además (este solo con las hermanas) hemos hablado de mi experiencia, de mis 5 meses en Uruguay.
Ahora, disculpen, pero tengo que irme tengo la primera acampada de toda mi vida.
Hasta pronto

18/04/07
Hola videsinos!
El domingo volví de la acampada y me divertí muchísimo.
Eramos 30 más o menos y pasamos re-bien el fin de semana.
Claro, los 22km de caminata y de oración, nos casaron un poco, pero ha sido una manera muy sencilla para conocer los compañeros de viaje, y para compartir nuestra experiencia espiritual.

Ha sido también, una metafora muy linda de la vida, de como en nuestro camino se pueda encontrar alguien que pueda acompañarnos por un tramo largo o corto que por poco que sea, puede enriquecernos. Al final, tenemos siempre que confiar en los demás porque nunca en la vida estaremos solos.
Bueno además de los pensamientos estrafalarios, les abrazo y les mando un beso.
Qué esta aventura sea una maravillosa parada de ómnibus y que los caminantes que estamos encontrando, sean fieles acompañadores.

Lascia un commento

Inserisci i tuoi dati qui sotto o clicca su un'icona per effettuare l'accesso:

Logo WordPress.com

Stai commentando usando il tuo account WordPress.com. Chiudi sessione / Modifica )

Foto Twitter

Stai commentando usando il tuo account Twitter. Chiudi sessione / Modifica )

Foto di Facebook

Stai commentando usando il tuo account Facebook. Chiudi sessione / Modifica )

Google+ photo

Stai commentando usando il tuo account Google+. Chiudi sessione / Modifica )

Connessione a %s...